28 noviembre 2006

Periferia

La relación es uno de los misterios.
Y, como existe entre dos personas depende de ambas.

Cuando dos personas se encuentran, se crea un mundo nuevo.
Con solo reunirse, un nuevo fenómeno adquiere existencia, sin haber estado antes, sin haber existido nunca antes.
Y, a través de ese nuevo fenómeno,
ambas personas cambian y se transforman.
Sin relaciones, eres una cosa; con relaciones,
te transformas de inmediato en otra cosa.
Algo nuevo a sucedido.
Una mujer, al convertirse en amante, ya no es la misma mujer.
Un hombre, cuando es padre,
ya no es el mismo hombre.
Un niño nace, pero dejamos completamente de lado un punto:
en el momento en que nace el niño, también nace la madre.
Esta no existía antes.
Existía la mujer, pero no la madre.
Y la madre es algo absolutamente nuevo.
La relación es creada por ti,
pero a su vez, la relación te crea a ti.
Dos personas se encuentran; esto quiere decir que dos mundos se encuentran.
No es algo simple, sino muy complejo, de lo mas complejo.
Cada persona es un mundo en si misma, un complejo misterio, con un largo pasado y un eterno futuro.
Al comienzo, solo se reúnen las periferias.
Pero, si la relación gana intimidad, se torna mas cercana, mas profunda,
entonces, poco a poco,comienzan a unirse los centros.
Cuando se unen los centros, se denomina amor.
El amor es muy raro.
Llegar al centro de una persona es pasar por una revolución interior porque, si quieres acceder al centro de una persona,tendrás que permitir que también ella acceda a tu centro.
Deberás volverte vulnerable, absolutamente vulnerable, abierto.
Es un riesgo.
Permitir que alguien acceda a tu centro es riesgoso, peligroso, porque nunca sabes que te hará esa persona.
Y, una vez que se conocen tus secretos, una vez que estas completamente expuesto, nunca sabes que te hará la otra persona.
Hay temor allí: por eso nunca nos abrimos.
Tu no eres tu periferia.
En realidad, la periferia es el limite en el cual terminas, solo la cerca que te rodea; no coincide contigo.
La periferia es el lugar donde tu terminas y el mundo comienza.
Es necesario comprender que no hay que confundir el conocimiento con el amor.
Puedes hacer el amor, puedes tener un vinculo sexual, pero el sexo también forma parte de la periferia.
Si los centros no se encuentran, el sexo es solo la unión de dos cuerpos, y el encuentro de dos cuerpos no es tu encuentro.
Así el sexo no es sino una relación de conocimiento: física, corporal, pero relación de conocimiento.
Únicamente puedes permitirle a alguien acceder a tu centro cuando no estas asustado y no sientes pánico.
Entonces te digo que hay dos tipos de vida: una, guiada por el miedo;otra, guiada por el amor.
La vida que se guía por el miedo nunca puede conducirte a una relación profunda.
Permaneces asustado, y al otro no se le puede permitir, no se le puede autorizar a llegar hasta tu mismo centro.
Dejas que el otro llegue hasta un punto, y luego se levanta una pared y todo se detiene.
Una persona guiada por el amor es alguien que no le tiene miedo al futuro, que no le teme al resultado ni a las consecuencias, alguien que vive aquí y ahora.
Si puedes estar en este momento, en este presente,con plenitud, solo entonces podrás amar.
El amor es un florecimiento extraño.
Solo sucede de vez en cuando, millones y millones de personas viven con la falsa actitud de ser amantes.
Creen que aman, pero se trata solo de su creencia.
El amor es un florecimiento raro.
A veces, sucede.
Es raro porque solo puede producirse cuando no hay temor; nunca antes.
Esto quiere decir que el amor puede ocurrirle solo a alguien profundamente espiritual.

5 comentarios:

El Enigma dijo...

La transformacion de la persona de acuerdo al entorno social es lo que hace a cada uno de nosotros, lo que somos, por ejemplo un joven si lo vemos con una mochila, es un estudiante, y los ejemplos que usted Dra. va mencionando... son etiquetas que a mi punto de vista, la sociedad coloca para ir categrizandonos y asi, encudrandonos para entendernos mejor.

ES mas facil entender a grupos que personas en si mismo.

Un beso Dra

El Enigma
Nox atra cava circumvolat umbra

Anónimo dijo...

Me encantó el escrito Dra.! Más allá de las etiquetas o no etiquetas, me mueve la conciencia de saber la influencia que tenemos unos con otros, la posibilidad de provocar el cambio.

Un abrazo fortísimo.

Yanett dijo...

Cuando conoces a alguien que te inspira a modificar ciertas actitudes debes tener mucho cuidado en no equivocarte, sí, es verdad que debes hacerte un poco flexible para acoplarte con la otra persona pero yo considero que nunca debes modificar tu escencia para agradar a los demás, si la persona en cuestión te acepta como eres, con defectos y virtudes entonces tal vez valga la pena intentar una relación que valla más allá de la amistad, de no ser así tarde o temprano te cansarás de fingir.
Saludos Kleine.

Ileana dijo...

Querida Doctora, tu escrito es un lindo regalo para mi pequeño mundo interno, porque me recuerda la importancia de soltar, de tirar esas paredes que construimos como protección y olvidamos derribarlas cuando estorban, de lo importante que es llegar al centro de una misma para poder llegar a conocer a otro.

Fue un lindo regalo con presencia en mi corazón.

Un abrazo aquí y ahora.

romantm dijo...

Hola Dra,
totalmente de acuerdo, bello pensamiento, cierto es el volverse vulnerable, descubrirse ante el otro, sin embargo al abrirse, al cruzar la frontera entre la periferia y el centro, las cosas cambian, el mundo se vuelve de otro color y nuevas posibilidades e ilusiones se descubren.
Un saludo afectuoso enviado junto con una sonrisa en la cara.
Román T.M.