27 julio 2006

Sólo Negocios

La vida ha sido sencilla para mí. En realidad nunca he tenido que ver con dificultades de trabajo o conflictos sentimentales. Quizá al principio se me dieron pero la convivencia con la demás gente en mi negocio hizo que tuviera una perspectiva diferente a como yo la veía más joven.
Soy dueña de un bar y muchos me felicitan por llevarlo a cabo de maravilla. No es un bar común pero si muy selectivo a la hora de pertenecer al club.
El mundo es light. Pueden venir grandes personalidades o las parejas clandestinas que aún no salen del clóset.
Si le diéramos un segundo término a la palabra que se maneja como gran empresaria yo bien podría decir que manejo de cerca el negocio del placer... si, de ése placer que nunca acabará y que siempre dará mucho a cada tiempo que se le busque: El sexo.
-
Lesbiana por convicción acaricio la idea de conocer a mi mujer perfecta, a la mujer que satisfaga mis fantasías predilectas. Muchas lo han logrado.
He alcanzado el éstasis del orgasmo bajo el beso seductor de las mujeres con buen cuerpo, deliciosas en su piel, en la forma de sus caderas, en mirarles la espalda bajo un velo de misterio que me descubren cada vez que se me antoja probarlas.
Es divertido juguetear con aquellas que buscan nuevas experiencias, que aún no se definen. Que sienten las ganas de que sus senos sean besados por unos labios femeninos con el temor de caer en adicción para siempre haciendo de lado el falo que tanto las enloquece.
Otras que buscan un trío perfecto, dejando de lado lo que ya conocían en rutina y probando de ellas lo que más humedece en sus noches oscuras.
-
Soy compartida, no lo niego. Los celos jamás han sido presa de mí, pero si hay algo que debo decir que me ciega profundamente es el mirar a aquella que me sabe deseosa, que sabe que me dan ganas de seducirla, que sabe mis estrategias de conquista para tocarle el cabello, oler su cuello y acariciar el talle fino de las que algunas alborota.
-
Quizá el bar ha sido el lugar de reclutamiento de muchas de ellas. Pocas me han gustado, pero muchas tienen mi completa amistad.
-
¿El éxito del bar?, no sé a qué se deba. Llevo años haciendo lo mismo y ha resultado satisfactoriamente. Hombres y mujeres al quitarse sus elegantes abrigos se deshiniben de tabúes y echan a andar sus fantasías y placeres.
-
Mi negocio es ser empresaria y cuando gustes puedes venir a visitarme, los martinis irán por mi cuenta; pregunta por mí y seguro te abrirán la cadena. No temas al encontrarme rodeada de grandes amigos. Los negocios de muchos empresarios dependen de las buenas relaciones que ahí se den. Cuando gustes podrás curiosear y conocer mi oficina principal. Es mi privado y como tal pocos han entrado. Al fondo existe una foto mía de cuerpo entero como muchos han deseado encontrarme.
Te invito a mi bar cuando quieras, es cuestión que tú te decidas y cuando lo hagas basta que te aparezcas para que seas la estrella de ésa noche.
Mi tarjeta...
El teléfono personal viene detrás.

7 comentarios:

El Enigma dijo...

Interesante forma de abordar, digo, ser claro directo y sobretodas las cosas, sincero, tanto que por eso mismo extraña... por un buen martini, ¿porque no?

La sofisticacion del momento.

Un beso Dra

El Enigma
Nox atra cava circumvolat umbra

AZUL dijo...

Salir de mi ventana para entrar directo a un bar, por un vodka (disculpe rechace el martini) llena de espectativas la noche...un placer su visita!

Mil bikos.

Angeek dijo...

Sería interesante la plática, martini de por medio, supongo que tienen muchas historias que contar. ¿La tarjetita? bueno todos hacen su luchita.
¡Saludos

cieloazzul dijo...

Una vida llena de emociones...
un negocio, como la vida misma...
saludos:)

Chai late dijo...

Lo que me hizo sentir tu relato es inefable. Es decir; no existen palabras para describirlo.

Me pongo de pié Dra.

Anónimo dijo...

hola dra soy alejandro kato , el escritor de los aluxes , vivo en playa del carmen y me pongo a tus ordenes ppara platicar de duendes aluxkato@hotmail.com

Anónimo dijo...

Interesante relato, para gusto mio y seguramente de muchos una fantasia real que deshinibe cualquier sexo lésbico, gay o como yo "normal" que gustan de mujeres exquisitas "ligth", espero encontrar yo mi forma de ser Empresario y gozar de la vida como Ud. Dra. Saludos y suerte en tu busqueda como yo con la mia